martes, 11 de noviembre de 2014

El área de la energía centrará el impulso económico de la CE

1 comentario:
Que la Unión Europea no termina de remontar es un hecho más que evidente. No termina una crisis económica cuando ya ha comenzado otra. Además los supuestos periodos de crecimiento son demasiado endebles que cuanto a duración e intensidad.

Desde la Comisión se es consciente de esta circunstancia. Así que para encender la mecha de la reactivación económica definitiva se va a dotar un fondo de 300.000 millones de euros a distribuir entre 2015 y 2017. De esta forma se piensa que el pesimismo de inversores, empresas y consumidores dejará paso a un optimismo moderado que hará que los mercados se reactiven.

El sector energético será, junto a las telecomunicaciones y el transporte, el que mayor cantidad de recursos tendrá asignados. Ahora se está debatiendo en que zonas de la Unión serán donde se inviertan las mayores cantidades de recursos. España ofrece una situación geográfica envidiable para servir de puente entre el sur de África y Europa. Las redes de gaseoducto que el país ya tiene en funcionamiento, pueden extenderse hacia el norte de Europa. De esta forma se podrían cubrir nuevos cortes en el suministro de gas procedente de Rusia.

No obstante, otras zonas de la Unión, como son los países del Este también demanda grandes cantidades de recurso para modernizar sus infraestructuras energéticas, con lo cual la competencia en la caza de fondos será feroz.

De todos estos recursos deberían dotarse varias partidas para desarrollos energéticos sostenibles, ya que la dependencia energética de la UE es uno de los males endémicos de la Comunidad. En este sentido, el Comisario español de energía, Miguel Arias Cañete, tiene una oportunidad de oro para marcar tendencia. Veremos como define su estrategia...

Para más información:

http://cincodias.com/cincodias/2014/11/09/economia/1415552216_300690.html

miércoles, 5 de noviembre de 2014

Aerotermia como fuente energética sostenible

1 comentario:

Según el CTE (Código Técnico de Edificación), actualmente en toda nueva construcción de vivienda que se realice, es obligatorio implementar un sistema de energía renovable que como mínimo cubra el 30-40% de necesidades de la vivienda.
 
La aerotermia es una alternativa para conseguir este objetivo. Pero vayamos por partes... ¿Qué es realmente la aerotermia? ¿Cómo funciona una bomba de calor? El principio básico es el inverso al de un aire acondicionado, es decir, el gas refrigerante en estado líquido y alta presión emite calor. Por ello aprovechando este sistema, podemos obtener energía térmica de forma muy económica gracias a las propiedades del gas refrigerante.
 
Actualmente, el CTE recomienda usar energía solar térmica. En el caso de que no se use dicha energía, la energía renovable que se va a instalar debe ser igual o mejor que la solar térmica. Es decir, deberá de ser una energía que consuma menos y que lance menos emisiones de CO2.
 
La energía solar térmica no desprende ningún tipo de dióxido de carbono, ahora bien, su aprovechamiento es estacional. Esto significa que solo se aprovecha energía siempre que haya sol. Cuando anochece, se necesita un aparato externo que ayude con la producción de calefacción y ACS. Por ejemplo, una caldera, un termo eléctrico, etc... Así pues, son realmente estos aparatos los que sí que lanzan CO2 a la atmósfera. 
 
A continuación te mostramos la diferencia de CO2 que la aerotermia lanza a la atmósfera comparado con un sistema solar con caldera auxiliar.
 
 
 
El sistema de calefacción impulsado por una bomba de calor desprende 1.619 kg de CO2 menos a la atmósfera.
 
La primera gran ventaja de la aerotermia respecto a la energía solar térmica es la contaminación. Como vemos en el siguiente gráfico la bomba de calor aporta bastante más energía renovable que la energía solar.
 
 
 
Con la Aerotermia la eficiencia es estable todo el año, con lo que no pasa a ser un ahorro estacional, si no constante todo el año. Por si fuera poco, no se usa solo para ACS, si no que gracias a su uso de la calefacción, es un aporte más como renovable en el servicio de calefacción de viviendas de forma eficiente.
 
Otra gran ventaja son sus dimensiones. Con la aerotermia, no se necesita instalación de paneles solares y únicamente necesitaremos un pequeño espacio, con dimensiones similares a un equipo tradicional de aire acondicionado, donde irá situada la bomba de calor.
 
Por si fuera poco, las bombas de calor no solo nos proporcionan calefacción y ACS todo en uno, sino que también aire acondicionado. La aerotermia puede funcionar tanto como sistema de calefacción como sistema de refrigeración, lo que implica ahorrarnos sistemas de aire acondicionado en verano.
 
Pero... ¿Es dentro de las energías no-renovables, la bomba de calor la mejor opción? Pues sí, sin duda una de las mejores. Y es que hablamos del sistema de calefacción que menos consume dentro tanto de las energías renovables como de las no-renovables. En el gráfico siguiente podemos observar como dentro de las energías no-renovables la Bomba de calor es la que tiene un menor consumo anual.
 
 
 
 
Todo nuevo hogar construido debe usar energía renovable para que, como mínimo, se cubran casi la mitad de las necesidades energéticas de la vivienda. La aerotermia puede cubrir estas necesidades de forma eficiente y a un bajo coste de instalación y mantenimiento.
 

Para más información: Escrito por Luis López de Gasfriocalor.com